El Subsecretario de Política Minera, Juan Biset, participó del encuentro realizado por la OCDE en Chile con el tema “mejores políticas para una mejor vida”, y en diálogo con Prensa GeoMinera el funcionario muy entusiasmado aseguró que “verdaderamente en ese lugar se comparten visiones, ideas, políticas, realidades, y todo el mundo aprende de todo el mundo, es imposible no volver entusiasmado de esos encuentros”.

El funcionario representó a la Argentina y le encomendaron la tarea de comunicarle al mundo minero e inversor, lo que está sucediendo en el país.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) agrupa a 35 países miembros y su misión es promover políticas que mejoren el bienestar económico y social de las personas alrededor del mundo. Fue creada en el año 1961.

La OCDE ofrece un foro donde los gobiernos puedan trabajar conjuntamente para compartir experiencias y buscar soluciones a los problemas comunes. Trabajan para entender que es lo que conduce al cambio económico, social y ambiental. Se dedican a medir la productividad y los flujos globales del comercio e inversión. Analizan y comparan datos para realizar pronósticos de tendencias. Además, fijan estándares internacionales dentro de un amplio rango de temas de políticas públicas. En el último encuentro realizado en Chile el gobierno argentino fue representado por Juan Biset.

PGM:- ¿Qué balance realizó de su participación en el encuentro de la OCDE que se desarrolló en Chile?

JB:- La verdad que fue un encuentro fantástico, un encuentro sobre regiones mineras organizado en el seno de la OCDE, del que participó todo el mundo, estuvieron todos los stakeholders del sector minero, participaron desde autoridades públicas nacionales, regionales, provinciales, universidades, organizaciones no gubernamentales, empresas grandes, medianas y chicas, proveedores, un encuentro de una riqueza muy significativa y donde se ponen en común las políticas.

PGM:- ¿Qué lugar tiene Argentina en ese espacio=

JB:- Argentina tiene un lugar de relevancia en esa mesa, este encuentro estaba concebido inicialmente como un encuentro único, un encuentro de regiones mineras que comenzaba y terminaba y ahora se está considerando transformarlo en un encuentro plurianual, una suerte de plataforma de trabajo dentro de la OCDE, lo que nos parece fantástico.

PGM:- ¿En qué se basó la presentación Argentina?

JB:- Lo que presentamos nosotros es que justamente en nuestra mirada, la minería tiene la potencialidad de balancear el país, y llevar hacia las periferias desarrollo genuino y de calidad, y esto balancearía a un país donde tenemos nosotros en el 30% del territorio el 70% de todo, la infraestructura, el PBI, etc, y justamente nosotros vemos y advertimos que el país tiene tres grandes regiones mineras metalíferas en ejercicio o con potencialidad: el NOA, el Nuevo Cuyo y la Patagonia y justamente son las tres regiones que están en este núcleo tan subdesarrollado que tenemos, con lo cual para nosotros el desarrollo de las regiones mineras es una cuestión elemental y una decisión que hemos tomado, por lo que insertarnos en un debate de este calibre y tenor de cómo  ha hecho el mundo para desarrollar sus regiones mineras,   que dificultades encontraron y que fortalezas es fantástico.

PGM:- ¿Cuál fue de los programas que lleva a cabo el país llamó la atención en el resto de las delegaciones que participaron del encuentro?

JB:- Quiero decirte una cosa que en algún momento me sorprendió, y hoy ya no, de salir al mundo y es que los problemas en muchos casos son similares, entonces la mirada argentina puede dar soluciones también, por ejemplo la mirada del Acuerdo Federal Minero, con un consenso en un contexto federal, es algo que países como Canadá, Australia, México toman nota, les llama la atención, se interesan, y nos han pedido que le hiciésemos llegar copia del Acuerdo Federal, porque son países que no han abordado su problemática o su situación federal con esta herramienta por ejemplo, entonces ahí teníamos algo nosotros también para aportar, de como lo hemos hecho y pensado.

PGM:- ¿Qué pudo tomar de las experiencias de cómo desarrollaron las regiones mineras en otros países?

JB:- Dado que en nuestro país venimos llegando a una fiesta que ya comenzó, la minería en la Argentina tiene todavía una condición de potencialidad. Que no es el caso de la realidad que tienen en Chile o Perú, para hablar regionalmente. Esto es una oportunidad gigante, para por tomar las experiencias de las grandes jurisdicciones mineras del mundo presentes como son Finlandia, Suecia, Australia, España, México, Chile, Perú y Argentina. Han entendido qué debe hacerse, cómo funciona y qué han entendido que no debe hacerse.

Entonces, para nosotros por ejemplo, uno de los grandes énfasis que queremos aportar es el desarrollo de la cadena de valor. Para nosotros, y lo advertimos al escuchar a las otras potencias mineras, la minería tiene una potencialidad bestial de desarrollo en sí mismo. Pero es también el trampolín de desarrollo de todo ese otro ese ecosistema productor de bienes y servicios que se genera al calor de la minería y que luego con independencia de que haya más o menos minería, de que la ley baje, de que los commodities, se te ha generado alrededor de la minería. Si vos lográs aprovechar esa potencionalidad que se ha generado en la industria, que se independiza de la ley y del precio del commodity para convertirse en la industria de la tecnología.

Otro punto para tener en cuenta es, por ejemplo, que la gente de Alta Leu de Chile sostienen que la minería es una industria de conocimiento. Yo creo que la minería en su faz de bienes y servicios es fantástico. Ir a ver que se está pensando en estas jurisdicciones tan maduras, y aprovechar eso para diseñar nuestras políticas de desarrollo de la minería ya mirando el futuro con un ojo en el siglo XXI y medio, es un lujo y un privilegio.

PGM:- ¿Qué experiencia puntual puede tomar Argentina como para demostrar que se puede hacer minería sustentable?

JB:- Te digo un dato por ejemplo, y son primicias porque no las terminé ni de pensar: hay una región dentro de Finlandia que se llama Lapland, que tiene una doble característica, es el lugar con los aires y el agua más puros de Europa, comprobado científicamente y es el lugar con la mina de oro más grande de Europa. Entonces, una idea es tomar contacto con las autoridades de esta región, con quienes estuvimos charlando y quedamos vinculados. Además, las autoridades mineras de Lapland son quienes coordinan dentro de la Unión Europea a las regiones mineras europeas, y preguntarles cómo hicieron para tener esa conjunción y además imaginate que argumento de desmitificación que significa poder mostrar esto. No sólo estoy yo ladrándole a la luna sobre que la minería puede hacerse bien, te traigo la demostración más inequívoca de que puede hacerse bien, cómo idea y de un botón de muestra de las cosas que uno se puede traer de encuentros como este.

PGM:- Por lo que comenta es un encuentro que llegó para quedarse.

JB:- La idea es que continúe, hubo una pequeña reunión aparte de las Autoridades Nacionales, de la que nosotros participamos, donde se debatió si había interés en continuar con esto, más allá de este evento puntual de Antofagasta, y el consenso alrededor de la mesa era enfáticamente que sí. Entonces la OCDE ha quedado en evaluar esto, anticipándonos que lo ven con la intención de convertirlo en un evento con permanencia y generar una mesa de trabajo específica sobre regiones mineras de las cuales hoy la OCDE no tiene esta mirada. Creo que para ellos también fue un abrir de ojos, es como si hubiesen raspado la superficie y se encontraron con un mundo de una potencia y riqueza muy importante y todo el mundo quiere participar en esto. Es uno de esos lugares donde uno dice “qué privilegio de estar acá” escuchando y compartiendo. Además nadie se guarda nada, fue muy enriquecedor.

Prensa Geominera

About The Author

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.